Esquí Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL

Esquí Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL

 

El Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL es un esquí de eslalon muy eficaz. La renovación del mejor modelo SL de Atomic de este año ha hecho revivir la catgoría SL. Este tipo de esquí suele ser el buque insignia de la marca, lo que lo convierte en un activo muy importante. Todos los esquiadores del mundo intentan realizar el giro perfecto una y otra vez, día tras día, temporada tras temporada. Los esquís de eslalon no sólo son objetos de deseo, sino que se han convertido en objetos de culto.

Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL © Atomic Austria GmbH

Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL
© Atomic Austria GmbH

Los cambios de diseño en el Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL han alterado significativamente su feeling. El incremento general de su anchura es la principal causa. Y si lo comparamos con los modelos FIS oficiales, las diferencias en el diseño se muestran claramente. Los esquís de slalon excelentes son siempre cortos, estrechos, poderosos. Sin embargo, el Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL es un poco más ancho y menos poderoso. Y hay una muy buena razón para ello. Este diseño es más permisivo que los modelos aprobados por la FIS, y debemos estar contentos por ello. Todo el mundo podrá sentir el subidón de adrenalina y viveza de un esquí SL sin el temor que hacen sentir los de verdad.

El inicio del giro es pan comido con el Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL bajo los pies. En un suspiro, ya estamos ahí. La parte negativa la encontramos en la maniobrabilidad de canto a canto. Tiene un patín de 69 mm. y eso es mucho, especialmente si lo comparamos con otros buenos y eficaces esquís de eslalon disponibles en el mercado. Aunque no se siente lento en los cambios de lado a lado, sí es un tanto diferente. Esto permite que este modelo cubra un público más amplio, ya que habrá más gente capaz de lidiar con él sin sentirse fuera de lugar. Los esquiadores que no tengan una gran destreza usarán cualquier esquí de una manera más «plana», sin inclinarlo demasiado. Y cualquiera que tenga el nivel y conocimiento suficientes ya sabe qué sucede al llevar un esquí de eslalon plano. No se siente demasiado estable. Esa sensación podría afectar negativamente la percepción del esquiador respecto a ese esquí en concreto, e indirectamente la calidad percibida respecto a la marca. No se te habrá ocurrido que todas las decisiones de diseño son tomadas desde un punto de vista puramente técnico, ¿verdad?

El Atomic Redster Doubledeck 3.0 SL solamente necesita pasar la prueba del tiempo para ver si tiene éxito por sí mismo o no. Aparte de la tecnología Doubledeck, este esquí también incorpora la Ramp Tech, así como los métodos de construcción Tappered Sideall y Cap Construction. Para comprender del todo para qué son todas estas tecnologías, lee el artículo de la gama Atomic Race, pero para abreviar están ahí para ayudarnos. O eso es lo que la marca dice, aunque no está del todo claro desde la perspectiva de este editor. Lo que más me preocupa es el siguiente extracto tomado del website de la marca: “Esto incluye el revolucionario RAMP Tech, que gestiona activamente la posición de tu cuerpo para mantenerte perfectamente centrado durante cada fase del giro». A mí me gusta esquiar por mi cuenta sin que nadie gestione la posición de mi cuerpo. Especialmente cuando esa gestión es «activa». ¿Quién gobierna ese esquí? Me gustaría que fuera yo.

Albert Valbuena - Spanish (66 Posts)

Me llamo Albert y soy de Barcelona. Esquío desde los diez años, aunque lo hago con regularidad desde los 18. A mis 32, he decidido crear Ski Reviewer después de estar involucrado a nivel profesional dentro del mundo del esquí desde 1999. Empecé por lo más bajo, pero tras años de esfuerzo me titulé como Técnico Deportivo en Esquí Alpino en 2006 por ETEVA. Seguidamente, pasé algunas temporadas impartiendo clases, entrenando chavales en el club local y siendo parte del núcleo organizador de carreras y eventos en Boí-Taüll Resort. En 2011 terminó esa etapa y en 2014 comienzo Ski Reviewer.


by

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *