Esquí Vist GS Race

Esquí Vist GS Race

Mini Vist - SkiReviewer

 

El Vist GS Race es uno de los mejores esquís de GS dsponibles hoy en el mercado. Además, es uno de los poquísimos esquís GS que todavía cumplen con las antiguas reglas FIS. Por tanto, este es uno de esos esquís que te llevarán a otro nivel, un paso más allá de tus limitaciones.

Vist GS Race - Click to enlarge © Vist

Vist GS Race – Click to enlarge
© Vist

La oferta abarca tres medidas, dando la más corta 21 m. de radio de giro y estando las otras dos por encima de 27 m. Si esto no te dice algo es que aún no has oído hablar de los esquís de Slalom Gigante. Los tiempos modernos actuales han relegado los esquís de Gran Slalom al departamento de rarezas. Las grandes marcas han suavizado sus esquís para el público general y los han nombrado añadiendo el acrónimo GS para cumplir con las expectativas. Sin embargo, esos no son esquís GS de verdad. El Vist GS Race es uno de los poquísimos esquís que aún se mantienen como tales, aparte de los de la gama Race FIS.

Su perfil es estrecho, con una línea de cotas de 104,5-66,6-89,2 mm., y la oferta comprende las siguientes longitudes: 179, 184 and 188 cm. Aquellos que deseen probar los viejos giros GS deben ir a por el de 179 cm. Los que conocen de qué va esto, ya saben escoger la medida adecuada. Como regla general, cuanto más largo, más rápido es el esquí pero más duro necesita ser presionado y mejor debe ser el esquiador. Estáis avisados.

Sobre la nieve, el Vist GS Race se siente estable, ligero, preciso y controlable. Por supuesto, se necesita algo de inercia para empezar a funcionar como un esquí de GS.  Aunque cualquiera con suficientes habilidades puede esquiar todo el día con estos esquís haciendo recorridos de A a B y jugando, esta no es la manera de disfrutarlos. Para saborearlos y desplegar todas sus cualidades, nos decantaremos por pistas vacías o un set de carreras. Así descubriremos cómo de fácil y controlable es este esquí.

Al inicio de los giros nos sorprenderemos porque aún podemos hacer que el Vist GS Race deslice como si estuviéramos «estivotando» (eso que hacen los competidores de la Copa del Mundo en los tramos GS). Una vez descubramos que tenemos tiempo de enganchar o desenganchar el canto a voluntad, una sonrisa nos iluminará la cara ya que tendremos una nueva idea para añadir a nuestra forma de esquiar. Una vez estamos cortando la nieve con el canto en una curva limpia y marcada, una palabra acudirá a nuestra mente: estabilidad. Al final de los giros la cola nos aguantará tanto como lo permitan nuestras habilidades, pero si elegimos deslizarla obedecerá nuestra orden sin dilación. Ahora ya lo sabes, nunca creiste que te gustarían los esquís largos y estrechos. De hecho, te encantan.

El Vist GS Race es una escuela de esquí en sí mismo, como lo son el resto de esquís GS de verdad disponibles para el gran público. Como hemos explicado, hay muy pocos y todos traen clases gratuitas de esquí incorporadas. Píllate uno de esos esquís si crees que el esquí On Piste no tiene ya secretos para ti y se ha convertido en algo aburrido. Y pilla algo de velocidad, la necesitarás.

Albert Valbuena - Spanish (66 Posts)

Me llamo Albert y soy de Barcelona. Esquío desde los diez años, aunque lo hago con regularidad desde los 18. A mis 32, he decidido crear Ski Reviewer después de estar involucrado a nivel profesional dentro del mundo del esquí desde 1999. Empecé por lo más bajo, pero tras años de esfuerzo me titulé como Técnico Deportivo en Esquí Alpino en 2006 por ETEVA. Seguidamente, pasé algunas temporadas impartiendo clases, entrenando chavales en el club local y siendo parte del núcleo organizador de carreras y eventos en Boí-Taüll Resort. En 2011 terminó esa etapa y en 2014 comienzo Ski Reviewer.


by

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *